UA101349465-1

Por Vanessa Díez.

Sara se enamora perdidamente. Abandona su estable, convencional y humilde vida por emprender una aventura junta a su amado. Ver a través de los ojos del otro no es siempre síntoma de cordura. Llegan a Marruecos y el tren de vida que la pareja disfruta es muy por encima de las posibilidades reales; pero ella cree los sueños que él perfila para ella y se deja llevar. De repente, se ve abandonada, con la habitación saqueada, en una ciudad extraña y embarazada. El hombre por el que había dejado todo atrás había desaparecido. Un embaucador que se había llevado mucho más que su dinero: su corazón. Destrozada moral y físicamente es internada en el hospital. La policía vigila su evolución y le confirma que el cargo del hotel es uno más de sus problemas, además del robo de su herencia, por la cual su hermanastro ha interpuesto una denuncia desde Madrid. Por si sus males fueran pocos, se van sumando desgracias a su alma maltrecha. El comisario viendo su situación decide ayudarla. La lleva a una pensión que es regentada por una andaluza, Candelaria, que será un personaje pilar para Sara, pues gracias a ella se convertirá en una mujer emprendedora. Entre las paredes de la casa de la calle La Luneta, aquella humilde pensión con pintorescos habitantes, curaría sus heridas y le haría ver el futuro con optimismo. Junto a Candelaria arriesgaría la vida por conseguir la forma de abrir su taller. Llegaría a convertirse en la mejor modista de Tetúan, el protectorado español en Marruecos sería su hogar durante unos años que la hicieron crecer y madurar.

Las circunstancias le permitirían regresar a su Madrid natal para tener que alejarse de sus raíces y conocidos, allí ya no era Sara Quiroga, era otra, aunque también modista de renombre con telas exclusivas de Marruecos. Las alemanas con posibles asentadas en la capital morían por sus diseños. Conspiración,intriga, poder, política en la vida de una pobre chica que parecería una atelier formada en los talleres más exclusivos de París y que nunca hubiera imaginado todo lo que debería callar y fingir para salir adelante. Una doble vida que Sara tendría que llevar a cuestas durante años por su seguridad y por no ver a su país de nuevo sumido en la guerra que la había separado durante tantos años de lo único que le quedaba: su madre. El amor y el pasado también se cruzarían en su vida. Su primera pareja aprovecharía el vuelco que la vida había dado para atormentarla y el padre que nunca había tenido reaparecería. De fondo una España de posguerra con zonas sumidas en la pobreza y lugares alzados sobre el lujo, el disfrute y el derroche. Aquellos afortunados no dudaban en gastar y presumir de ello.

Han sido más de 1.000.000 de ejemplares vendidos, siendo una de las historias más leídas de los últimos años. Traducida a 27 idiomas y reeditada 39 veces en español, Booket publicó una edición también en bolsillo. El tiempo entre costuras ha sido adaptada por Antena 3, aunque todavía está pendiente de estreno aunque el rodaje finalizó en enero, su protagonista es Adriana Ugarte, la que fuera La señora.Los seguidores de la novela todavía tendrán que esperar para disfrutar de las localizaciones que ya les perfilaba la novela.

Share This