UA101349465-1

 

Por Vanessa Díez.

 

“La piel que habito” la presentaba como candidata a los premios de la academia, era la favorita a ganar el Goya como mejor actriz. No fue una sorpresa, tan sólo un hecho. Además era su tercera nominación, pues a la tercera va la vencida. Convertirse en chica Almodóvar le ha garantizado un gran paso en su carrera, el director manchego apostó por ella y seguramente habrá abierto una nueva etapa creativa sobre personajes que se adapten a ella como ya sucedió con otras actrices como Marisa Paredes, Carmen Maura, Penélope Cruz o Victoria Abril. Afirmaba que no se lo esperaba. “No tenía el discurso preparado, pero sí muy claros los conceptos”, pero se acordó tanto del equipo “Siempre os dejáis la piel” como del director “Yo he crecido viendo tus películas Pedro, y siempre me has emocionado, locamente. Me he quedado enganchada viendo a esos personajes que interpretaban grandes, esos personajes fuertes, luchadores, libres. Personajes valientes como tú. Que yo haya podido hacer un personaje así, para mí ha sido cumplir un sueño, y tú lo has hecho realidad. Muchas gracias”. Y la actriz acabó con un recuerdo a su padre, ya fallecido. “Estoy segura que estará viéndolo con prismáticos desde algún sitio. Va por ti”. Aunque afirmó que “No sé dónde se coloca un Goya” ya verá donde ponerlo. “Tengo ganas de morrear al Goya” bromeba. Tanto Jan Cornet como ella que defendían al mismo personaje, desde su lado respectivo, fueron los agraciados, dos de los cuatro premios que recibió la película junto al de maquillaje y al de música.

La recuerdo en “Lucía y el sexo” (2000) con aquel papel de Belén, aquella niñera que mezclaba placer y obligación, tan bien caracterizada para llamar la atención del espectador. De aquello surgió el premio de la Unión de actores de España y empezar a destacar en una industria en la que no es fácil entrar. Almodovar la llamó para un pequeño papel en Hable con ella y los grandes directores empezaron a fijarse en ella.

En 2004 la consideraron una de las mayores estrellas del cine europeo por la European Film Promotion, ya que ha realizado varios trabajos de habla inglesa como Van Helsing o Dead Fish.

Agustín Díaz Yanes la llamaría para “Alatriste”, adaptación de amplia inversión sobre las obras de Pérez Reverte. En “Sin Noticias de Dios” comparte papel con Penélope Cruz y Victoria Abril. Repitió con Yanes en “Sólo quiero caminar” trabajando con Pilar López de Ayala, Victoria Abril y Ariadna Gil.Historias de mujeres que sobreviven en mundos de hombres.

Por “Habitación en Roma” recibió el premio Fotogramas 2010, Medem volvería a darle suerte. Unos días antes de recibir el Goya estrenaba ‘Cuenta atrás‘ que fue rodada en 2010 antes de ponerse bajo las órdenes de Pedro Almodóvar en ‘La piel que habito’ y fue en ese rodaje cuando le confirmaron que trabajaría con el director manchego, una llamada telefónica que le cambió la vida. No hablaba francés pero su director apostó por ella. Anaya tiene un corto papel como Nadia, española afincada en París casada con Samuel (Gilles Lellouche). “Aparece poco, pero logras que te comience a preocupar su estado, si va a perder el bebé. Porque la película parte de un hecho circunstancial: el haber estado en el sitio incorrecto”, comentó la actriz. Es su momento incluso los directores afamados del país vecino como Fred Cavayé apuestan por ella. “Me sorprendió verle trabajar, sobre todo por la agilidad. Los franceses son actores muy entrenados y muy capacitados para llegar cada día, leerse una parte nueva y hacer una escena de acción trepidante, saltando por encima de la gente”, apuntó. Disfrútenla ahora con este thriller’ trepidante. No dejará de sorprendernos con sus personajes, pues quiere “envejecer haciendo cine”.

 

Share This