UA101349465-1

victor jaraPor Eduardo Boix.

Uno de mis primeros recuerdos de infancia es la nana que me cantaba mi madre cuando me acunaba. Aquella canción hablaba de una campesina negra que trabajaba duramente para dar de comer a su hijo, aquella preciosa canción de cuna se titulaba Duerme, duerme negrito. Aquella pieza musical de origen popular la dio a conocer al mundo el cantautor Chileno Victor Jara.

Víctor Lidio Jara Martínez (1932-1973), conocido como Víctor Jara, fue un músico, cantautor, profesor, director de teatro, activista político y miembro del Partido Comunista de Chile. La figura de Víctor Jara es un referente internacional de la canción protesta y del cantautor. Debido a su militancia, fue torturado y asesinado en el antiguo Estadio Chile (llamado actualmente Estadio Víctor Jara como homenaje) por fuerzas represivas de la dictadura de Augusto Pinochet, poco después del golpe de Estado que derrocó al gobierno democrático de Salvador Allende, el 11 de septiembre de 1973. Victor Jara recuperó el folclore chileno, formó parte del grupo Cuncumen y fue director y fundador del grupo Quilapayún. También fue director teatral, compaginó su actividad teatral con la composición musical, y en 1965 dirigió la obra La remolienda, de Sieveking, así como el montaje de La maña, de Ann Jellicoe, por las que recibe el premio Laurel de Oro como mejor director y el Premio de la Crítica del Círculo de Periodistas a la mejor dirección por La Maña.

El golpe de Estado encabezado por el general Augusto Pinochet contra el presidente Salvador Allende, el 11 de septiembre de ese año, lo sorprendió en la Universidad Técnica del Estado, y fue detenido junto a profesores y alumnos. Lo llevaron al Estadio Chile, donde permaneció detenido durante 4 días. Según numerosos testimonios, lo torturaron durante horas (le realizaron quemaduras con cigarrillo y simulacros de fusilamiento), le golpearon las manos hasta rompérselas con la culata de un revólver y finalmente lo acribillaron el día 16 de septiembre junto al director de la Empresa de Ferrocarriles del Estado. El cuerpo fue encontrado el día 19 del mismo mes con 44 impactos de bala.

El viernes se vertió luz sobre Victor Jara. La justicia de Chile procesará a siete ex oficiales del Ejército por su responsabilidad en el asesinato del cantautor. La decisión fue adoptada por el juez especial Miguel Vásquez, de la Corte de Apelaciones de Santiago, 39 años después del crimen, e incluye a siete militares que por entonces eran tenientes y estaban a cargo de centenares de presos encerrados en el Estadio Chile de Santiago. El magistrado encausó como autor de homicidio calificado a Pedro Barrientos Núñez y Hugo Sánchez Marmonti; y como cómplices de homicidio calificado a Roberto Souper Onfray, Raúl Jofré González, Edwin Dimter Bianchi, Nelson Hasse Mazzei y Luis Bethke Wulf. Ordenó la captura internacional del procesado Barrientos Núñez, quien reside en Estados Unidos desde 1990, y el encierro de los demás imputados al Batallón de Policía Militar número 1. Hace unos años, Edwin Dimter fue señalado como “El Príncipe”, apodo de uno de los oficiales que estaban en el estadio, a quien se señalaba como el autor material del crimen.

Se podría decir que Víctor Jara es el cantante de mi niñez y adolescencia. Recuerdo las paredes de mi habitación con su foto, la del Che, la de Camilo Cienfuegos y la de Miguel Hernández. Por fín se va a hacer justicia con el gran recopilador del folclore chileno. Allá donde estés te recordaremos a ti y a Amanda.

 

Share This