UA101349465-1

Por Eduardo Boix.

La fotografía en España está en plena ebullición. Cada día van saliendo nuevos talentos a los que merece la pena seguir. La fotografía española crece conforme la tecnología nos está ofreciendo cámaras de mayor calidad en los móviles. Una vez un profesor de un curso de fotografíame dijo “la cámara no importa, es el ojo con del que mira”. Parece que García Alix, Ouka Leele o Chema Madoz, tienen la continuidad asegurada. El pasado Jueves 14 de junio a las 19:30 se inauguraba en la Galería José R. Ortega una selección de 20 fotografías de Rafael Trapiello, realizada por el comisario Fernando Castillo, de sus proyectos New York, Texas y La noche que espera.

Rafael Trapiello, ingeniero de caminos por titulación académica, fotógrafo por pasión tiene una mirada clara y crítica. En todas sus obras analiza su entorno desde su propio prisma. Es un poeta que usa imágenes, no palabras. Su proyecto La noche que espera, no es la primera vez que se expone. En septiembre de 2011 inauguró en La casa del almirante de Tudela. En ella nos cuenta la historia de la noche de Madrid, de su soledad, de su oscuridad, del hombre que se enfrenta a su destino durmiendo en un banco. Según palabras del propio autor, “Es un proyecto con unas reminiscencias vanguardistas e, incluso, pictorialistas, que tiene, sobre todo, la intención de mostrar una ciudad que es casi inexistente para el resto de la gente. Quería saber cómo funciona por la noche un espacio que está pensado para ser vivido por el día. Al mismo tiempo que lo vas descubriendo, te das cuenta de que la misma ciudad por la noche evoca la fragilidad de nuestra existencia y la presencia constante del vacío y la muerte, y creo que eso hace que hagamos preguntas”. Esta colección es una magnifica aproximación a la noche madrileña que no se ve, que se evita.

New York, Texas, al contrario es la búsqueda del sueño americano, de ese sueño que nos han vendido mal en cientos y cientos de películas. El contraste del genuino texano con el refinado neoyorquino. Dos ciudades, dos prismas de una misma sociedad. Un viaje interior y exterior. Queramos o no, somos el resultado de la influencia del americano medio. Hemos perseguido esa forma de vida, un establishment frágil, y aquí Rafael nos lo muestra con claridad y franqueza.

La exposición que estará hasta el 14 de julio, es una delicia. A las 20 fotografías de Rafael le acompañan, otras 20 fotografías de Pablo Fuentes. A los que tengáis oportunidad de estar por Madrid os aconsejo que os paséis por la Galería José R. Ortega, que está situada en la calle de Villanueva, número 42. No os defraudará.

 

Share This