UA101349465-1

rolling-stones_g

Los viejos rockeros nunca mueren

Por Eduardo Boix

Mi pelo largo, mis pañuelos y mi aspecto de rockero se quedaron en el recuerdo. Es una putada crecer, hacerte mayor y dejar atrás vivencias maravillosas. Me viene a la memoria el día que descubrí a los Rolling como se les llama en España o los Stone como se les denomina en el resto del mundo, fue siendo aun un niño y gracias a una de la que considero, como una de las mejores canciones de la historia de la música, Paint it black. Mi padre casi me deshereda por hereje, él que siempre ha sido tan beatlemaniaco.

La verdadera historia de los Rolling Stones de Stanley Booth es un libro imprescindible si quieres conocer a esta mítica banda. Stanley Booth, todo un hito del periodismo musical, conoció a los Rolling a mediados de los sesenta cuando le mandaron escribir un artículo sobre el juicio por posesión de drogas al que los sometieron. Y aquello se convirtió en un auténtico viaje en el que el autor compartió cama, coche y drogas con los integrantes de la ba nda. A partir de esas vivencias, Stanley Booth hace un extraordinario dibujo sobre los años más duros del rock con un estilo rápido, directo y vivo en un libro mítico para los apasionados de la música y de los sesenta. Un documento importante que refleja la historia de una generación que quiso vivir de forma diferente; una obra para nostálgicos: la auténtica biblia de los Rolling Stones y de toda una década.

Muchos grupos los han imitado a la hora de enfrentarse a un espectáculo. Los movimientos de Jagger encima del escenario, son un icono en si mismo. Han marcado tendencia, han creado un modelo de espectáculo que ha sido exportado a tantos y tantos escenarios. Muchos grupos los tienen como un referente a la hora de enfrentarse al público. Caras, bailes y descaro, raudales de descaro son su carta de presentación. Una banda reconocible con tan solo escuchar sus primeros acordes, su voz o su sombra. Una banda que no defrauda, que se mantiene intacta en el tiempo. Los Rollng no se pasan de moda, ellos son la moda.

Share This