La asombrosa bibliotecaria de Little Rock de Olivia Ardey

k

por Gemma Juan Giner

 

Cuántas novelas he leído de Olivia Ardey y todas tan bonitas y tan románticas. Hacía mucho tiempo que no leía nada de ella y a pesar de que la historia de “La Asombrosa Bibliotecaria de Little Rock” es preciosa, debo confesar que el final se me ha quedado flojo.
“Bésame y Vente Conmigo”, “Regálame París” o “En la Toscana Te Espero” son algunas de las novelas que me han enamorado de esta autora. Libro que ha sacado, libro que siempre he leído. Olivia Ardey es una de mis clásicas. Todavía recuerdo cuando la conocí, hace ya años, junto a otra de las grandes, Bela Marbel. Cuántas risas compartimos y cuantos títulos de novelas pendientes nos regalamos. Sin imaginar todos los ratos que me quedaban por vivir leyendo sus siguientes novelas.

Siempre os la he recomendado, quien sigue mis reseñas, lo sabe. Así que si todavía no has leído nada de ella, este momento de cuarentena puede ser el principio. Elige un título cualquiera y adéntrate en las historias románticas de Olivia Ardey.

Esta novela he tardado en empezar a leerla. Perfectamente la he podido tener en mi pila de libros pendientes cerca de un año. Pero ya me tocaba, a esta autora siempre la cojo con ganas. La protagonista de “La Asombrosa Bibliotecaria de Little Rock” es Niki Smith, una joven que trabaja en la biblioteca municipal de un pequeño pueblo. Ella es una chica feliz, adora los libros y verse rodeada de historias y fantasías.

Lleva una modélica vida a ojos de todos, su mundo parece perfecto, está casi prometida con su novio marine, pero la frialdad con la que la trata su novio la tiene bastante harta convirtiendo su romance de cuento en una aburrida relación escasa de pasión.

Pero todo cambia cuando en su vida aparece Allan, el sheriff del pueblo. Un día a él se le inunda la casa y por petición del padre de Niki tendrá que alojarlo en su casa una semana. La llegada del sexy sheriff a su vida hará que despierte ciertas cosas que ni ella sabía que estaban y no dudará en descubrirlas.
Los días que han pasado juntos en casa de Niki los unirán emocionalmente, ya que ambos se conocerán con más detalle, compartiendo aficiones y pasiones secretas, algo que provocará que sus corazones empiecen a tomar partido y, aunque en un principio sea solo atracción, el acercamiento pronto rebasará los límites de la carne entrando a tomar partido sus emociones y sentimientos, algo que complicará todo, porque deberán enfrentarse a la realidad que están viviendo: un romance clandestino.

En definitiva, se trata de un libro muy sencillo y rápido de leer que engancha bastante y que se puede leer en apenas unas tardes. La historia es muy entretenida y nos ofrece dos tramas principales, una romántica y otra basada en un misterioso ladrón que ronda por el pueblo y se dedica a robar lencería femenina. Pero además, descubriremos los secretos que guarda Niki y una sorpresa que el pasado le trae a Allan.

Misterio, amor, amistad, familia y acoso escolar se entremezclan en una bonita historia. Una novela escrita con mucho sentimiento de la cual debo decir algo que estoy destacando en otras reseñas que he publicado recientemente. Siguen predominando las faltas de ortografía en las novelas. Y esto es algo que los que adoramos la literatura no podemos consentir.

nos encontrarás en

Share This