UA101349465-1

Leyendas urbanas de Claudio Soler. 

k

por Ana Olivares

Morbosidad social.

Preparaos para asistir a los hechos insólitos más famosos de nuestro tiempo. Un recorrido curioso y de lo más entretenido por aquellas leyendas urbanas que se han hecho un merecido hueco en la historia cotidiana de lo insólito. Con una elaborada clasificación que nos permite distinguir, para mayor diversión, en diferentes apartados que engloban estas historias que han perdurado a lo largo del tiempo hasta convertirse en leyendas urbanas o mitos sociales. Pero ¿acaso puede existir cierta verdad en algunas de ellas? ¿Hasta qué punto somos capaces, como individuos, de influir en el imaginario colectivo? Y aunque no tengamos respuesta a estas cuestiones, ¿a quien no le gustan las historias de miedo?

Comenzamos con Desafortunados Accidentes, donde destacan los Pechos Explosivos de supuestas celebrities mientras viajaban en avión. ¡Vaya Animalada! Con los cocodrilos en las alcantarillas de Nueva York o Serpientes que acechan en el váter, dos clásicos que se detallan junto a otras narraciones igual de alucinantes. Continuamos con las típicas Historias de Halloween, más folclore americano al que no nos podemos resistir; en el que la industria de Hollywood ha contribuido enormemente gracias a sus películas basadas en distintas leyendas urbanas como pueden ser El Hombre del gancho o La sonrisa del payaso. En parte, el próximo capítulo, Los Creepypasta, formaría parte del anterior al albergar historias bien taquilleras como Slender Man o Mimic – cierra la boca al dormir-. Delitos Insólitos, que como os podréis imaginar encierra todo un elenco de mentes privilegiadas dedicadas al crimen, que cometieron los actos más extraños conocidos. En Los Fantasmas nos visitan, nos reencontramos con nuestra infancia u adolescencia. Básicamente se recogen todas las leyendas con las que crecí y al recordarlas he sentido cierta nostalgia. Mis favoritas son La chica de la curva, La Dama de Blanco y La Llorona. Y justo en el siguiente capítulo, Videojuegos de Leyenda, nos perdemos al desconocer la mayoría de historias que aquí se narran. Nunca imaginaríamos que una creación ociosa diese tanto de sí, asique os dejo a vosotros mismos descubrir El Pokemon mataniños -Desde luego que humor negro no le falta a este libro-. Teorías Conspiranoicas nos aclara mucho las cosas y nos ayuda a reflexionar acerca de los factores que determinan que una historia pase a convertirse en leyenda; y cómo otras pasan inadvertidas o jamás se tacharán de verídicas debido a esa tendencia hacia la propia conspiración y cómo ésta es completamente vulnerable a la práctica de la desinformación para ocultar una verdad. Por ejemplo, Nos fumigan desde el cielo ¿Quién nos asegura que esos aviones no influyen en el tiempo o en el condicionamiento humano? O en El hombre que no llegó a la Luna; está la duda de si aquello fue una grabación en un plató de cine más que un alunizaje real; cuando pudo ser que realmente no tuviésemos la tecnología necesaria para grabar en directo desde la Luna, pero sí inventar una nave espacial que nos lleve hasta allí como mantiene la NASA.
Seguimos con Leyendas Bestiales: El monstruo del Lago Ness incluido; El hombre polilla; El Abobinable Hombre de las Nieves o El Chupacabras -la estrella del elenco-. En el capítulo, Un Monstruo viene a verme, encontramos macabras historietas dirigidas a los infantes, como El Coco o El Hombre del saco que irrumpirán en plena noche dentro de las pesadillas de cualquier niño o niña inquieta. Entonces, ¿Por qué nos gustan tanto las historias de asesinatos? Si lo pensamos, la mayoría de canciones infantiles tradicionales contienen letras y significados macabros. Digamos que las anteriores generaciones tenían un sentido del humor un tanto extraño…Y cambiando radicalmente de tercio, como Hablar de sexo y reír, llegamos al Sexo Legendario, donde situaciones estrambóticas darán pie a las más sensuales, morbosas y terroríficas leyendas de contenido erótico potencialmente perverso; como La temible vagina dentada, Embarazos orales, Cleopatra y el primer vibrador -documentado- de la historia. No hay que imaginar demasiado para saber que vamos a pasar un buen rato recopilando anécdotas de estas leyendas épicas. Tampoco se salvan Las increíbles vidas de los actores, donde analizamos esa fascinación que sentimos hacia los personajes famosos rozando la obsesión. Tenemos a Richard Gere, Demi Moore, Silvester Stallone o Jamie Lee Curtis, -entre otros-. Ninguno escapó de las fabulaciones de la prensa o del escrutinio del público en general, que inventó, alimentó y consolidó cada bulo hasta convertirlo en real. Y es que ¿Quién no recuerda a Rickie Martín, el perro y el bote de mermelada en el programa Sorpresa, Sorpresa? Una alucinación colectiva que nunca sucedió alimentada por la histeria de los fans.

Culminamos este alucinante viaje con el capítulo trece -no somos supersticiosos- con Las excentricidades más bizarras de las estrellas del Rock. Dejando bien alto el listón con El asesinato de Jimi Hendrix; El cantante de Kiss se injertó una lengua de vaca o las costillas de Marilyn Manson o que fue Courtney Love quien mató a Kurt Cobain; acabando con Excentricidad versus depresión, que por desgracia siempre pueden confundirse.

Cada uno de estos trece capítulos recoge las historias más fascinantes bajo el seudónimo de Claudio Soler; este periodista de nivel internacional ha querido plasmar en esta compilación de leyendas urbanas de película. cada uno de ellos está acompañado de datos, anécdotas, fotografías e ilustraciones que enfatizan aún más en la idea del imaginario que se nos presenta y enriquece su lectura. Un libro alucinante, curioso e inclasificable que sirve de guía para adentrarnos más en este tipo de folclore urbano y de entretenimiento asegurado.

¿Tenéis palomitas a mano? Pueden ser las mejores acompañantes para esta lectura.

 

Leyendas urbanas

Síguenos

Share This