UA101349465-1

El canto de las montañas” de Nguyên Phan Quê’ Mai. 

k

por Vanessa Díez Tarí

Huyes de la barbarie con tus hijos a cuestas. La oscuridad de la noche os protege entre la maleza. No comprendes nada. Caen cuerpos a tu alrededor. La gente enloquece con unas ideas que tu no comprendes. No creías que volverías a pasar hambre. De nuevo la desgracia. Durante la hambruna fue madre. Ahora tu hermano. La casa familiar ha sido tomada. Los niños y tu debéis salvar la vida. ¿Podrán tus pies llevarlos a la ciudad? ¿Os cogerán aquellos hombres por los caminos? La vida no tiene valor cuando los hombres pierden la razón.

Nguyên Phan Quê’ Mai nos cuenta la historia de una abuela y su nieta. “El canto de las montañas” es una bella historia que honra el legado de lucha de una mujer. La autora nos lleva por varias generaciones de la familia Trân y así nos cuenta los cambios históricos de Vietnam a través de los tiempos. Nuestra protagonista, Trân Diêu Lan, sufrió una guerra, la gran hambruna, la reforma agraria y otra guerra que encrudece una lucha entre el norte y el sur enfrentando hermanos contra hermanos en una guerra civil alentada por los americanos. “Hasta que todos no hayan vuelto a casa la guerra no habrá terminado”. Y los hay que no vuelven y se tarda en aceptar que eso pueda ser así.

La esperanza es necesaria ante la crueldad de la vida y abuela y nieta prenden el incienso del altar sólo cuando ya no queda otro remedio y es entonces cuando lloran al ser querido que nunca volvió. Ellas sobreviven solas en la ciudad de Hanói, pero las bombas las hacen huir a un  pueblo para protegerse y sobrevivir. La abuela se quedará sin casa tras las últimas bombas y volverá a reconstruir todo lo perdido. Demostrando a su nieta que hará todo lo necesario para salir adelante y darle de comer. Las adversidades han sido una constante en la vida de Trân Diêu Lan. Era hija de terrateniente y tras la reforma agraria se quedó sin nada, pero salvó la vida, tuvo que salir adelante a base de lucha, ahora demostraba a su nieta Huro’ng que cuando hay que sobrevivir hay que hacer lo que hay que hacer, juzgar con ojos jóvenes es sencillo.

Nos quedamos con las vidas de nuestros seres queridos que conocemos, tras nuestra llegada, pero no sabemos quienes fueron antes y que tuvieron que hacer para salir adelante. Nuestro país en los años sesenta todavía estaba lleno de carencias y necesidad, aunque la guerra había terminado en el treinta y nueve. Escuchar historias de aquella época en la que nada había y juzgar el estraperlo o cualquier actividad fuera de la legalidad a ojos de hoy es fácil. Esto le sucede a Huro’ng, el gobierno vietnamita comunista castiga el comercio y a todo aquel que lo practique, pero su abuela gracias a esto las saca a ambas adelante y prospera lo suficiente para poder cobijar a los hijos que consiguen volver de la barbarie de la guerra.

Gracias a Nguyên Phan Quê’ Mai podemos descubrir que hay detrás de la historia de Vietnam y su propio sentir. Nos hemos criado con las guerras de Vietnam ofrecidas por la máquina de Hollywood y claro está llenas de bajas americanas y de héroes americanos. Toda guerra tiene dos versiones, ganadores y vencidos. Los únicos que mueren inesperadamente son la población civil bombardeada, los militares saben que pueden perder la vida. Las vidas sacrificadas siempre son demasiadas y el enegimo realmente nunca lo es. La autora nos muestra los fantasmas que vuelven de la guerra tras años de contienda y lo complejo que es volver a la vida diaria después de lo que se ha visto, sufrido y hecho para sobrevivir. La guerra rompe a cualquier familia.

“Mi intención era escribir una gran narración que abarcara todos estos hechos históricos, pero no encontré la puerta al relato hasta un día en el que, mientras viajaba en un coche con un amigo vietnamita, le pregunté dónde había pasado la guerra. Me contó que cuando tenía doce años y vivía en Hanói con su abuela (sus padres estaban en la Unión Soviética en ese momento), los bombarderos estadounidenses atacaron la ciudad. Lo que vivió fue tan horrible que, incluso diez años más tarde, era incapaz de volar en avión. Su historia me conmovió tanto que me sentí obligada a escribir sobre ella. Esa noche, después de haber preparado la cena de mis hijos y de haberlos acostado, me senté a escribir. Era tarde, pero me puse a buscar en Google información sobre los bombardeos de Hanói en 1972. Con el rostro cubierto de lágrimas, escribí las 2.000 palabras que se convertirían en la primera escena de El canto de las montañas.” Nguyên Phan Quê’ Mai.

“El canto de las montañas” de la escritora Nguyên Phan Quê’ Mai ha sido galardonada con el International Book Awards. Además es autora de ocho libros de poesía, obras de ficción y no ficción en vietnamita, y sus obras se han traducido y publicado en más de diez países, más recientemente en la antología editada por Norton con el título Inheriting the War. Entre otros, ha recibido el Premio de Poesía del Año 2010 de la Asociación de Escritores de Hanói, el Capital’s Literature & Arts Award y el primer premio en el certamen poético para conmemorar los mil años de Hanói.

“El canto de las montañas” de la escritora Nguyên Phan Quê’ Mai

Síguenos

Share This