UA101349465-1

Érase una vez y otras mentiras, de Andy Weir.

k

por Lara Vesga

Cheshire Crossing es un internado especial para chicas peculiares. En concreto, para tres chicas peculiares, ya que ellas son las únicas pacientes del prestigioso Doctor Rutherford. Alicia, Wendy y Dorothy han llegado allí después de años visitando a diferentes loqueros y sometidas a infinitos tratamientos. 

Porque nadie creyó a Alicia cuando de pequeña contó en su casa que había estado en el País de las Maravillas. También tomaron a Wendy por loca cuando habló del País de Nunca Jamás. Y exactamente lo mismo le ocurrió a Dorothy cuando relató su experiencia en Oz. 

Pero ahora ya no son unas niñas. Ahora son adolescentes, y juntas comprenderán que no están solas, que se tienen las unas a las otras. Y que también tienen sus poderes. Aunque esas habilidades especiales les traigan más de un problema, sobre todo cuando Alicia trata de escapar a toda costa del internado. Entonces los poderes de unas y otras se mezclarán y los tres universos serán uno solo, generando una trama muy original y llena de momentos hilarantes.

Andy Weir (California, 1972) es el creador de este inédito crossover en formato de cómic. Para ello ha contado con la colaboración de la ilustradora Sarah Andersen, creadora del web cómic Sarah´s Scribbles. Weir ha aprovechado el tirón de su novela El Marciano, llevada al cine con gran éxito y con Matt Damon como protagonista, para publicar esta obra que llevaba un tiempo aguardando en el cajón. Érase una vez y otras mentiras combina la genialidad e imaginación de Weir, las fabulosas ilustraciones de Andersen y el potencial de la fusión de tres mundos grabados a fuego en el imaginario colectivo de los lectores: el de Alicia en el País de las Maravillas, Peter Pan y Wendy en el País de Nunca Jamás y Dorothy en Oz. 

Además de lo novedoso del cóctel de los tres universos, es un placer descubrir a Alicia, Wendy y Dorothy como tres adolescentes con los típicos anhelos y problemas de su edad. Pero no solo las protagonistas están revueltas en este cómic. Por ejemplo, veremos también coincidir al Sombrerero Loco con Campanilla. Y como en cualquier mundo fantástico, no podían faltar los malos. En Érase una vez y otras mentiras surge hasta una historia de amor entre dos de los peores villanos de los cuentos: el Capitán Garfio y la Bruja del Oeste. 

El cómic se disfruta de principio a fin, te catapulta a la infancia y te trae de vuelta, haciendo ver que el tiempo pasa para todos, incluso para los míticos personajes de los cuentos. Y, por suerte, el final hace presagiar que el cómic puede ser el primero de una saga por llegar.

Síguenos

Share This