Fóllame de Virgine Despentes.

k

por Vanessa Díez

La vida te engulle y sólo buscas formas de satisfacer tus instintos sin pensar en la basura que existe a tu alrededor. Ni los fracasados del bar ni los que te conocen saben realmente quién e y qué haces con tu vida. Sólo creen saber y eso aún te deja más fría. Llega un momento en el que todo vuela por los aires y ya sólo te dejas llevar en medio de la masacre. Drogas, alcohol, sexo y sangre. ¿Y no se compone la vida de eso? Estar viva y sentir al límite.

Virgine Despentes en Fóllame me recuerda a Welsh en La vida sexual de las gemelas siamesas. Crean un personaje femenino con mucha fuerza, potente y destructivo. Además en ambos casos el título no encierra la realidad de la historia, porque sí existe sexo pero no es el centro de la trama, si no la aventura de la protagonista. Salvando las distancias entre Estados Unidos y Francia tenemos muchas similitudes. Dos mujeres que empiezan a jugar con el filo de la navaja. Pasión y muerte. Sexo y sangre. Nada las detiene una vez cruzada la línea que las mantenía en su vida ¿qué provoca que una estalle y de un paso sin vuelta atrás?

Aunque también puedo decir que él me recuerda a ella, ya que Fóllame se público en 1994 y La vida sexual de las gemelas siamesas es posterior, 2014. He leído otras obras de Welsh anteriores pero es en esta donde me reflejan una a la otra. Quizá él se basó en ella, nunca lo sabremos. Despentes saltó a la fama con veinticinco años gracias a esta polémica novela, después serían los ensayos de Teoría King Kong y todo lo demás. 

Saben que juegan según sus propias reglas por primera vez en su vida y eso es algo muy atrayente. Aún creyendo que todo terminará pronto, al menos cómo lo han organizado, no están dispuestas a darle fin. Irán hasta el final aunque se suiciden juntas para que no las cojan o mueran en un tiroteo. Cada vez es más difícil contenerse y no disparar, cualquier persona puede haberlas reconocido en televisión y confirmar dónde se encuentran.
Dos mujeres que matan y buscan sexo juntas. Camaradas que se curten a fuego en la lucha. Robos y asesinatos. No importa ni dónde ni quien. La emoción de apretar el gatillo y matar es lo qué cuenta. Después alcohol y sexo para quedar satisfechas después del trabajo hecho.

Prosa ágil y un ritmo directo, al grano. Mujeres que se toman la libertad por su mano, hartas de su vida de extrarradio. Han llegado a su límite. Una arrastra a la otra, la secuestra y la embarca en un sin sentido de muertes, pero la otra lo disfruta, toma su posición como protagonista y aprieta el acelerador por su cuenta. Si eres de historias fuertes aquí tienes una sin desperdicio. Un Telma y Louise de nuestros días. ¿Hasta dónde estarías dispuesta a llegar si tu vida fuera una mierda y todo te sobrepasase? ¿Serías capaz de matar?

No apto para mentes sensibles.

 

nos encontrarás en

Share This